Lisandro Teszkiewicz, Abogado, en Comunas un Desafío.

Publicado: 31 oct 2018
Comentarios: 0
Nos comunicamos desde nuestros estudios, como lo hacemos habitualmente, con Lisandro Teszkiewicz, abogado,  militante de muchos años, preocupado por los temas de la Ciudad de Buenos Aires, integrante de Abogados por la Justicia Social y en el Frente de Abogados Populares, Consejero Directivo de la Facultad de Derecho y Director de Dictámenes en la Universidad Nacional Arturo Jauretche.
Quisimos que nos contara, por haberla presenciado, algo sobre la marcha del día 24 de octubre y la represión posterior, al respecto nos dijo: “yo por la marcha pase un ratito temprano antes de los incidentes pero bueno después tuvimos que estar más allá de las dos de la mañana en lo que era la vieja comisaría 43, actual alcaldía nro 9 de la Policía de la Ciudad asistiendo a las 26 personas detenidas. Estuvimos varias organizaciones entre ellas el Frente de Abogados Populares, estuvo la gente de la Correpi (Coordinadora Contra la Represión Policial) , la Liga Argentina por los Derechos del Hombre, Liberpueblo (Asociación por la defensa de la libertad y los derechos del pueblo) unas cuantas organizaciones de profesionales que últimamente cada vez con más asiduidad tenemos que coordinar nuestras tareas para asistir a algo que está siendo ya práctica sistemática desde el gobierno de generar cada vez que hay algún hecho de protesta social represión y detenciones.”
Continuó, “existe algún cambio igualmente en la lógica con la que está actuando la policía en las represiones; nosotros que venimos siguiendo y cada vez organizando más entre distintas organizaciones de abogados que vamos a respaldar generalmente a los detenidos y vamos notando un <cambio>. El criterio este de que toda movilización debe ser reprimida cuando toma cierta envergadura empezó más o menos en la represión del movimiento nacional de mujeres en marzo de 2017, esa fue la primer gran represión, allí hubo una gran cantidad de detenidas importantes al final de la movilización entre la gente que se quedaba en el lugar porque veníamos de una costumbre que el Estado no reprimía movilizaciones y entonces la gente que iba a una marcha se quedaba por ahí tomando algo en algún bar ¿no?, de hecho a dos dirigentes importantes del movimiento de mujeres las detuvieron saliendo de una pizzería, pero entre la gente suelta que iba quedando, yo diría que casi durante todo 2017 las detenciones después de las represiones tenían esta característica, se hacían al finalizar las movilizaciones y buscando gente que quedaba suelta.”
“Este año, en realidad yo diría en la segunda mitad de este año, empiezan a cambiar, ya hay un cambio en lo que fue la represión de la protesta contra la reforma previsional pero empieza a agudizarse este año, en el sentido que nosotros ahora cuando estamos yendo a las comisarías cada vez vemos menos detenidos al azar y más detenidos que son o dirigentes, o son militantes de organizaciones concretas; no hace mucho en el mes de septiembre detuvieron a Juan Grabois y a prácticamente toda la conducción de la CTEP Capital (Confederación de Trabajadores de la Economía Popular) en una protesta porque habían detenido previamente a unos vendedores ambulantes senegaleses. Ya ahora el miércoles la verdad es que la represión fue indiscriminada como siempre pero al final de la marcha hubo 26 detenidos que casi en su totalidad pertenecían a tres organizaciones concretas;  a la Garganta Poderosa, a Astilleros Río Santiago o eran docentes de Suteba La Plata; había después sí dos vendedores ambulantes, dos personas extranjeras, (esto que ahora  se ha puesto de moda que los funcionarios salgan a pedir su extradición)  que fueron agarrados al azar”, enfatizó.
Y afirma, “ahora está claro que en el último tiempo venimos detectando con las organizaciones de abogados que vamos siempre que está cambiando el <tipo> de persona que llevan detenida; antes llevaban personas al voleo y ahora están saliendo después de la represión direccionadamente a buscar ciertos sectores. Entendemos que eso tiene que ver con un cambio de la estrategia, que originalmente era desincentivar en general a la población a movilizarse y por eso el mensaje era cualquiera que vaya a una marcha puede ser detenido, ahora pareciera que ellos están empezando a intentar generar situaciones de persecución judicial concreta de seguir después con las causas contra los militantes y los dirigentes de algunas organizaciones.”
“Todos los detenidos fueron liberados a la madrugada del día jueves (a las 2 y media de la mañana terminaron de salir los últimos), ahí también hay toda una lógica que están implementando con las detenciones: durante horas no nos informan a que dependencia de la policía se los llevan, ya en diciembre habían hecho esto de llevarlos a dependencias policiales muy lejos del lugar de los hechos, en diciembre los habían distribuído entre la Comuna 15, la Comuna 12 y  Retiro; en alguna represión anterior los habían llevado a Comuna 8, el miércoles estuvimos hasta entradas las 7 de la tarde donde no nos informaban si iban a ir a Comuna 9, a Comuna 8 o a Retiro entonces en ese esquema sostienen a los detenidos varias horas arriba de camiones dando vueltas por la ciudad sin saber a donde van a ir, después los trámites judiciales se hacen de manera muy lenta; el fiscal iba dando las órdenes y se tomaba su tiempo entre una orden y otra, cada cosa había que hacerlo para 26 personas así que imagínense que estuvieron desde las 6 y media de la tarde hasta las 2 y media de la mañana únicamente para identificar, solicitar los antecedentes que están informatizados y constatar el domicilio de 26 personas, digamos que se hace todo de manera lenta, de manera como decimos nosotros los abogados <de verdugueo> por el mero placer del verdugueo ¿no?; pero sí creo que todo esto también tiene esta intención comunicacional, como decían ustedes, de que estemos todos discutiendo y hablando si hubo represión si no hubo represión, si hay infiltrados si no hubo infiltrados, si cuesta caro arreglar la plaza o no, y nadie está discutiendo que va a pasar en el Senado si va a aprobar finalmente este presupuesto el FMI ( Fondo Monetario Internacional).”, relata con claro enojo.
Lisandro asesora al legislador Roberto Santiago en la Legislatura Porteña así que habla conociendo el tema de reparaciones dentro de la Ciudad, justamente el item dominante en los medios de comunicación hegemónicos tras la impresionante movilización contra el presupuesto 2019.
“Igual lo de los banquitos de la plaza yo creo que merecen un aparte porque más allá de formar agenda de este dispositivo comunicacional, no nos olvidemos que Rodriguez Larreta no pierde oportunidad de hacer algún <negocio>, donde puede reemplazar una baldosa él la reemplaza, además pasan los presupuestos antes de ir a recorrer la zona, ¡son geniales!.  Nosotros en la Legislatura porteña tenemos denuncias de algunas comunas, de vecinos, que les han cambiando cinco veces las veredas en un solo año; tenemos por ejemplo en el presupuesto que nos mandaron ahora para el 2019l de la Ciudad de Buenos Aires,donde hay un programa de reparación y reposición de veredas con dos veredas que quedan a 200 metros una de la otra sobre la calle Lerma, dos veredas de 100 metros cada una, una esta presupuestado dos millones y medio de pesos para hacer 100 metros de baldosas y para reemplazar la otra que está a dos cuadras de esa sobre la misma calle está presupuestado sesenta y dos millones de pesos, entonces cuando viene el Ministro y nosotros le decimos señor acá hay un problema ¿qué nos dice?… no es un error de tipeo… y si pasa pasa, es un error de tipeo de 60 millones de pesos.” añade.
“Bueno lavar dinero no se me ocurre muy bien como, yo creo que ahí tiene que ver con los fondos truchos, porque todos vimos hace unos meses cuando salto el escándalo de los fondos truchos de campaña y la mirada se centró siempre en la gente que era utilizada para blanquearlo, pero todavía nadie pregunta de donde salió la plata, si necesitaban ponerla a nombre de alguien es porque había plata que no podía explicar de donde venía y la pregunta es de donde venía esa plata.. y.para mí puede venir de una vereda que cobran millones de pesos.”, puntualiza.
Y termina citando un caso concreto,”tenemos también las discusiones con los comedores escolares, plantean para el año que viene 5 millones menos de raciones ¿no?, no son 5 millones de chicos menos, piensen que cada niño son tres raciones diarias, entonces van a contratar, van a pagar además de estar lo presupuestado, sin aumento por lo tanto suponen que no va a haber aumento en esa área y además van a generar 5 millones menos de raciones entonces van a ahorrar en este presupuesto, el ajuste en uno de los lugares donde quieren ahorrar es en la comida de los chicos, ya eso es una barbaridad, ahora le asignan esto a todas las mismas empresas que viene haciéndolo contra las cuales hay toneladas de denuncias, no hay ninguna de las empresas (hay cinco concesionarias que dan la comida en los comedores porteños), que tiene menos de 16 multas durante el año 2017y el 2018 todavía no termino; son por la mala calidad de la comida que entregan en los comedores.”
.