Las radios que ayudó a crear la Ley de Medios son los principales canales de información en sus pueblos

Casi la tercera parte de las más de 110 radios instaladas en el marco del programa “Hacelo Público” son el medio de comunicación principal en el pueblo, comunidad o paraje de las distintas provincias argentinas, según un relevamiento realizado por la Comisión Nacional de Comunicaciones.

“Más de 280.000 kilómetros cuadrados cubiertos por voces jóvenes, voces de estudiantes de escuelas, de comunidades aborígenes, que ahora tienen un medio de comunicación propio”, es el primer logro del proceso de implementación de la ley de medios y la política de acceso a las tecnologías, sostuvo el interventor de la Comisión Nacional de Comunicaciones, Ceferino Namuncurá.

En un trabajo mancomunado entre los ministerios de Educación, la CNC y la autoridad Federal de servicios de comunicación audiovisual (AFSCA), crearon en todo el país 2.190 Centros de Actividades Juveniles, que entre otras actividades incluye la puesta en marcha de una radio local.

Hasta ahora “están en el aire 111 radios, y para fin de año estaremos en 2002, agregó Namuncurá en diálogo con Télam.
Agregó que el 30% de las radios de baja potencia instaladas en los centros, “son el primer y único medio de comunicación del paraje, pueblo o comunidad”.

El proyecto requirió de 1.600 horas de capacitación, y el resultado inmediato hasta ahora es que en conjunto las emisores tienen más de 2 millones de oyentes.

“Queríamos saber como era expresarse sin que nadie nos interrumpa”, sostuvo Pablo de la escuela técnica número 1 de santa Tomé Corrientes, en línea con Gisele de la CPEM numero 73 de El Cholar en Neuquén quien remarcó que “ahora tenemos un espacio”.

En el 25% de los pueblos dónde ya funciona las emisoras de baja potencia, sólo había una FM local.
En el 45% de las casos tienen programación propia generada tanto por los estudiantes como otras organizaciones no gubernamentales de la zona.

Ahora, a través del programa Hacelo Público, las emisoras pueden sumar los contenidos generados por distintos organismos e instituciones del Estado para emisoras de todo el paí­s.

Hacelo Público es un repositorio de contenidos diversos y de uso libre para que cada radio cuente con materiales para incorporar a su programación diaria.

Desde documentales, archivos históricos, hasta programas de salud realizados por el ministerio, talleres, material de prevención en adicciones, educativos, musicales y contenidos infantiles.

La apertura y puesta en funcionamiento de las radios, tiene un impacto directo en la vida de las comunidades escolares, “en promedio los estudiantes pasan 11,5 horas semanales dedicados a las actividades de la radio, ya sea en talleres, capacitación, o haciendo entrevistas y los programas en si”; indicó Namuncurá,

“La radio en la escuela se convierte en un servicio a la comunidad, se pueden difundir eventos, información de interés para los que vivimos acá”, sostuvo María Jose, tallerista del IPEA número 214 de San Antonio de Litín en Córdoba.

“La radio nos otorga libertad de expresarnos, nos da la posibilidad de revalorizar la cultura local que existe. Antes absorbíamos noticias de otras provincias”, comentó Fernando coordinador del CAJ de la escuela 58 de La Paz, en Catamarca.

Otros datos relevados por la CNC permiten una pintura de los pueblos dónde se instalaron estas radios de baja potencia.
En el 84% de los hogares tienen televisión por cable o satelital, el 29% tiene teléfono fijo, el 71% tiene una netbook de Conectar Igualdad, el 54% accede a internet y el 29% usa el servicio de Televisión digital argentina (TDA).